Centro de Estudios Locales de Andorra

EncicloCELAN

Empresa Nacional Calvo Sotelo (ENCASO)

ENCASO AndorraLa Empresa Nacional Calvo Sotelo de Combustibles Líquidos y Lubricantes (ENCASO) se constituyó en 1942 para gestionar el proyecto autárquico de abastecer a España de los carburantes y lubricantes que necesitaba la actividad industrial de la época.

 

La nueva sociedad puso en marcha un conjunto de factorías entre las que figuró el Grupo Ebro, que levantó una central térmica en Escatrón, extrajo lignito en la cuenca de Alloza-Ariño-Andorra y construyó un ferrocarril para unir las zonas industrial y minera.

Orígenes

Tras la guerra civil española que tuvo lugar entre 1936 y 1939, la década de los cuarenta se caracterizó por una economía estancada y aislada por ausencia de intercambios exteriores. De hecho, la política económica y los objetivos del proceso de industrialización estaban directamente vinculados al concepto de autarquía para desarrollar los recursos disponibles hasta alcanzar una amplia autonomía económica frente al exterior, que redujera al máximo las importaciones. Para ello era necesario realizar unas inversiones en la industria que requerían la participación y acción directa del Estado en la economía, y el organismo destinado a promover la industrialización y a fabricar la mayor parte de los bienes importados fue el Instituto Nacional de Industria (INI), fundado en 1941.

 

Algunos responsables del nuevo régimen quisieron implantar en España una industria de producción de carburantes y lubricantes sintéticos que sustituyeran a los petrolíferos, optando por la constitución de una empresa pública específica dedicada a la obtención de hidrocarburos por destilación de pizarras y lignitos, la Empresa Nacional de Combustibles Líquidos y Lubricantes.

Se acordó que la sociedad se denominase Empresa Nacional Calvo Sotelo (ENCASO), en honor del creador del Monopolio de Petróleos, y se nombró presidente a Joaquín Planell.

 

La empresa quedó constituida como sociedad anónima el 24 de noviembre de 1942. Según sus estatutos, el objetivo social era la producción de combustibles líquidos y lubricantes y el beneficio de los subproductos derivados de la industria principal, diferenciando tres actividades: el beneficio y tratamiento de las rocas bituminosas, la destilación y tratamiento de los lignitos y el refino de crudos.

 

El Plan estaba integrado por un conjunto de factorías industriales en diversos puntos del país: Puertollano (Cuidad Real), Puentes de García Rodríguez (La Coruña), refinería de Levante y el que se denominó Grupo Ebro para explotar los lignitos de una zona minera de la cuenca de Teruel.

Grupo Ebro

En noviembre de 1945, el Ministerio de Industria aprobó el emplazamiento concreto del Grupo Ebro en Escatrón (Zaragoza), junto al río Ebro, donde se proyectaba una fábrica de carburantes sintéticos para abastecer al país, en la que se esperaba producir 100 000 toneladas/año de gasolina a partir de lignitos. También se iba a instalar una fábrica de abonos nitrogenados, en concreto de sulfato amónico (que aprovecharía los abundantes yacimientos de sulfato de calcio de las proximidades) y otros compuestos.

 

La energía eléctrica y el vapor complementario que necesitaban estas instalaciones serían proporcionados por una central termoeléctrica. Estas instalaciones exigían un suministro de carbón que el INI y la ENCASO decidieron obtener en la zona minera de Alloza-Ariño-Andorra.

La central de Escatrón empezó a funcionar en enero de 1953, unos meses antes de ser inaugurada de forma oficial junto al ferrocarril y fue a partir de 1958 cuando alcanzó la máxima producció.

 

El plan inicial de 1944 se reformó en 1952 y tuvo una nueva revisión en 1958. Como consecuencia, el proyecto industrial del Ebro sufrió un cambio de rumbo definitivo y se decidió que los lignitos obtenidos de las explotaciones del Grupo Ebro se dedicarían íntegramente a la producción de electricidad, una finalidad contemplada en el programa inicial como complementaria.

Actividad minera

Por Decreto de 23 de noviembre de 1942, el Instituto Nacional de Industria (INI) se reservó en favor del Estado toda la zona carbonífera de Teruel para, a través de la Empresa Nacional Calvo Sotelo,  alimentar la central térmica que se construiría junto al Ebro en Escatrón (Zaragoza).

 

Respecto a la cuenca de Alloza-Ariño-Andorra las concesiones carboníferas abarcaban más de 6.000 hectáreas registradas por varios propietarios, aunque había pocas minas activas. Se encontraban en explotación minas que correspondían a las empresas: Cloratita S. A., Cañada S. L., SAMCA, Manuel Medina Fagés y ENCASO, que ya había adquirido varias minas.

En marzo de 1946, tras años de conversaciones infructuosas con los propietarios, la Empresa Calvo Sotelo solicitó al Gobierno la expropiación de importantes explotaciones de la zona, adquiriendo la totalidad de las concesiones de la cuenca, permitiendo a Cañada S. L. y SAMCA que siguiesen explotando algunas de sus concesiones.

 

En líneas generales, el proyecto de ENCASO dividía la explotación de las concesiones de val de Ariño en tres pozos principales, denominados provisionalmente como pozos de Andorra, de Ariño y de Alloza. Una vez escogidos los asentamientos se describieron las labores a realizar en los pozos de Andorra (que pronto pasó a llamarse Pozo de san Juan) y Ariño (localizado en lo que luego fue la mina Innominada); el pozo de Alloza quedaba de reserva y se pensaba dedicar en su día al abastecimiento del mercado nacional.

Casi simultáneamente empezaron las labores en varias explotaciones, la primera de las cuales fue la mina Se Verá, en Escucha; poco después se trabajaba en el Pozo de San Juan y en las minas Andorrana y La Oportuna, tres explotaciones que guardaban entre sí una estrecha relación, y en la mina Innominada, todas ellas en la val de Ariño. También se emprendieron labores en Nuestra Señora del Tremedal, en Alcorisa, y, a principios de los años 60, en Rosacinta, en Oliete, y en Pura, en Foz de Calanda.

Ferrocarril minero Andorra-Escatrón

El expediente del ferrocarril Andorra-Escatrón se inició en marzo de 1943 dividido en dos tramos: el primero, de 17,163 km, enlazaba Escatrón con Samper de Calanda, y el segundo, dividido a su vez en dos secciones. La primera desde Samper de Calanda hasta Cabeza Gorda (en el kilómetro 30,645) donde iba a construirse una pequeña desviación para vagones y maquinaria, y la segunda, desde este punto hasta Andorra (kilómetro 45,761)

 

Una de las circunstancias más señaladas para su construcción fue la solicitud de colaboración de destacamentos de penados en 1948, por parte de ENCASO; ese mismo año se dio la conformidad al proyecto de adjudicar determinadas obras del trazado al Servicio de Colonias Penitenciarias Militarizadas, que desplazó a la zona alrededor de 500 personas.

 

El ferrocarril fue inaugurado el 16 de junio de 1953, junto al resto de instalaciones del complejo industrial, con asistencia del jefe del Estado, Francisco Franco. El transporte se inició con dos locomotoras de vapor alemanas de la casa Arnold Jung, que utilizaban el lignito como combustible y recibieron los nombres de las estaciones de inicio y final del recorrido: “Escatrón” y “Andorra".

Final de ENCASO

En 1972, el Estado decide el traspaso de las instalaciones mineras de ENCASO a la Empresa Nacional de Electricidad S. A. (ENDESA) Se trataba de una operación coherente, en la medida en que la actividad principal de ENCASO nunca había sido la minería, sino el refino del petróleo, y respondía además a los objetivos que habían motivado la constitución de ENDESA.

De este modo, el Consejo de Ministros de 4 de febrero de 1972 aprobó la integración en ENDESA de los complejos minero-eléctricos que ENCASO tenía en Puentes de García Rodríguez (La Coruña) y en Andorra (Teruel).

Referencias bibliográficas

Qué es el CELAN

EL CELAN (Centro de Estudios Locales de Andorra) tiene como objetivo la investigación y estudio de los diferentes aspectos de la realidad cultural de Andorra y su ámbito comarcal, así como la defensa del Patrimonio Artístico e Histórico.

Junta directiva

La actual organización del CELAN fue aprobada en la Asamblea General de Socios de febrero de 2001. Los órganos directivos -como las de cualquier organización- son la Asamblea General de Socios y la Junta Directiva.

CONTACTO

C/ Escuelas, nº 12
(Edificio Abellán)
44500 ANDORRA (TERUEL)

Historia del CELAN

El Centro de Estudios Locales de Andorra (CELAN) comenzó su andadura en la primavera de 1999. Sus miembros fundadores proceden básicamente del Departamento de Geografía, Historia y Ciencias Sociales del I.E.S “Pablo Serrano” de Andorra y de la Universidad Popular de Andorra.

ESTATUTOS

Actas de las asambleas de socios

NUESTROS COLABORADORES Y AMIGOS

© Centro de Estudios Locales de Andorra - Diseño y desarrollo Siba Informática SL